MONTOYA: La Legislatura “antes era un trabajo y ahora termina siendo mi vida”

LEGISLATURA 09 de julio de 2021 Por yagan noticias
 El 6 de julio de cada año, se celebra el Día del Empleado Legislativo en homenaje a la apertura del Primer Congreso nacional de Empleados Legislativos, que se realizó en la ciudad de Salta.
afdkljaldf

Para conmemorar ese día, Prensa Legislativa compartió una charla con el titular de la Dirección de Asistencia y Técnica Parlamentaria, Juan Carlos Montoya, a través de la cual explicó la labor cotidiana del personal  legislativo del área a su cargo, las particularidades de las tareas y cómo fue el proceso de adaptación en tiempos de pandemia por COVID-19. 

Montoya, contó que actualmente, posee tres áreas a cargo: la Dirección de Correcciones, Asistencia y Técnica Parlamentaria y Biblioteca. 

Especificó que posee la responsabilidad de coordinar las sesiones del Parlamento. Además a través del Departamento de Correcciones, realizan las modificaciones pertinentes a las redacciones de los proyectos de Ley, resoluciones y declaraciones que presentan los Legisladores, en cada uno de los encuentros de la Cámara. 

 El funcionario, recordó que ingresó al Poder Legislativo, el 1° de febrero de 1986. “Estoy cursando el año número 36 en la Cámara”. Sumó al afirmar que “la Legislatura ya es mi vida, antes era un trabajo, y ahora termina siendo mi vida”, reconoció. 

En tanto, agregó que pudo aprender en el camino, “me enseñó muchísimas cosas, yo empecé con un trabajo part time, que era de cadete. Tenía que terminar mi escuela secundaria y este fue único trabajo que en ese momento puede acceder para costearme los estudios”. 

Como a todos, el escenario de pandemia los obligó a adaptarse, para poder realizar la labor diaria y sobre ello Montoya compartió que “nos dividimos las tareas, algunos se quedan en la casa, haciendo home-office, y otra parte del personal asiste a la oficina, para respetar los protocolos”, especificó. 

 No obstante, aclaró que no dejaron de asistir al área de Comisiones “que es una de nuestras funciones, y por supuesto prestamos servicio en las sesiones del Parlamento, sí o sí de manera presencial”. 

Los más de 35 años transitados  por “Tato” en el Parlamento, hacen que en su haber se alberguen anécdotas positivas y “de las otras”. Compartió que en los primeros años de democracia, “no había tanto conocimiento, se confundían a los Legisladores del territorio con los Concejales de las ciudades. Yo no sabía. Cuando entré me encontré con un mundo que me ayudó a formarme como persona”. 

 Agregó que el trabajo “me ayudó en motivos de lucha, porque en nuestro gremio de Asociación del Personal de Empleados Legislativos (APEL), fue uno de los más combativos en su momento; tuvimos que afrontar situaciones difíciles y por suerte ahora estamos en un contexto diferente y espero que se pueda normalizar”, se esperanzó. 

Para finalizar, dijo que “la Legislatura es mi segunda casa; les mando un saludo a todos mis compañero que quizás están trabajando home-office y los invito a seguir adelante. Nosotros somos aves de paso, las instituciones quedan para siempre”, cerró.

Te puede interesar